img Fanático
Quiere Canelo romper récord de asistencia

El “Canelo” regresa este fin de semana a la casa de los Cowboys con la firme idea de implantar un nuevo récord de asistencia para una pelea de boxeo en ese recinto, y además, lograrlo en plena pandemia del Covid-19.

El pleito entre el mexicano Saúl Álvarez y el británico Billy Joe Saunders será en el AT&T Stadium de Arlington, Texas, magno escenario donde el boxeador tapatío ya peleó en septiembre de 2016, y sede que ya ha recibido otra funciones en el pasado.

Con todo y el confinamiento, la idea es que la noche del 8 de mayo entren alrededor de 70 mil almas, una cifra extraordinaria, primero por el tema del coronavirus –el Estado de Texas permite desde hace algunos meses la entrada miles de aficionados a las gradas–, y también porque “Canelo” impondría un nuevo récord de asistencia para boxeo en esa sede, aunque en 2010 se lograron meter más de 108 mil persona en el Juego de Estrellas de la NBA.

La Canelo-Saunders será la sexta mega función de boxeo en el recinto, el cual ha recibido antes a boxeadores de la talla de Manny Pacquiao, Errol Spence Jr., Antonio Margarito, Mikey García, entre otros.

Es el precio del boleto más barato para la Canelo-Saunders

Saúl Álvarez ya peleó en ese recinto hace cinco años y terminó noqueando en el noveno a Liam Smith, función que ha sido la que más fanáticos tuvo en esa casa, y combate donde “Canelo” resultó con fractura del pulgar derecho.

Fue la primera de dos peleas que tuvo Manny Pacquiao en ese recinto. Se llevó un triunfo por decisión unánime tras 12 asaltos ante un duro Joshua Clottey, que aguantó toda la ruta.

Errol Spence Jr. ha realizado dos pleito en ese sitio y ante Mikey García fue el primero. Un combate entre dos campeones invictos, y donde Errol se llevó el triunfo por decisión unánime después de 12 asaltos.

Un combate recordado por la paliza que le dio el “Pacman” al tijuanense Antonio Margarito, quien terminó con fracturas en el hueso orbital. El filipino se llevó la decisión unánime tras 12 episodios.

Apenas se realizó en diciembre pasado la función entre Errol Spence Jr. y Danny García, pleito que metió hasta el momento la peor cantidad de aficionados en el AT&T Stadium de Arlington, Texas.

La NBA armó el All Star en ese entonces en el llamado “Cowboys Stadium”, que tres años más tarde sería bautizado como AT&T Stadium.

Metieron casi 109 mil personas, la marca del estadio y además un Récord Guinness para un juego de basquetbol.

Reforma 5-5-21

personas desaparecidas
 
  p Comenta la nota com  Imprime