img Fanático
Fiestas de San Fermín, otro escollo de la covid-19

Hoy 7 de julio, Día de San Fermín, debió haber sonado ya el tradicional chupinazo, corrido el encierro y apunto estaría la primera corrida de toros.

Sin embargo, este año, no.

¡Pamplona, una ciudad histórica y alegre, está triste!

"Hay un ambiente anodino. Estos días en que todos estábamos acostumbrados a oler a toro, no habrá encierros, corridas, no hay nadie llegando; las estaciones de tren, autobuses y el aeropuerto están prácticamente vacías.

Ya debió haberse celebrado la novillada y la corrida de rejones tradicionales, (5 y 6 de julio), son días muy tristes", aceptó desde la capital navarra, Mariano Pascal, director de comunicación de la Casa de la Misericordia.

Además de la importancia que como fiesta patronal tiene la de San Fermín, taurinamente es la más famosa del mundo y paralelamente aporta una importante parte de la economía a la Casa de la Misericordia, que alberga aproximadamente a medio millar de adultos mayores.

"Muchos de los residentes han fallecido, también se han contagiado otros de los que trabajan ahí.

"Afortunadamente es una institución sólida, con muchas camas de atención médica, pero no por ello ajena a las afectaciones sobre todo económicas. Al no haber festejos taurinos, esa aportación, con la que se sufraga el déficit económico derivado de la actividad asistencial, no estará.

"A través de las 'pamplonadas' (el recorrido de los toros por las calles) como decís en México, Pamplona y sus fiestas es conocida mundialmente, pero esta pandemia ha venido a obligar a las peñas, a algunos restaurantes a cerrar porque debemos dar ejemplo de responsabilidad ante una crisis de salud", agregó Pascal.

En Pamplona se lidia un toro de serio trapío y que este año se quedó en su casa.

Sin embargo se rumoró que la Comisión Taurina pamplonica estudiaba la posibilidad , de dar algunas corridas en los próximos meses.

"En estos momentos y en los próximos meses, la situación sanitaria no permitiría festejos multitudinarios, Pamplona supone un volumen tal en la plaza de toros que todos, aunque no quisiéramos, estamos con la cabeza ya en 2021", aceptó.

El 2020 inolvidable

Esta es la quinta ocasión que en Pamplona no se festejará como se acostumbra a San Fermín.

No se escuchará el tradicional "chupinazo" de inicio, ni el "pobre de mí" al cierre.

"Este 2020 pasará a la historia por ser la primera vez en este siglo que se suspenden las tradicionales y populares fiestas.

"Por fortuna no hay muchos antecedentes. En 1937 y 1938 se suspendieron por la Guerra Civil española; en 1978 y 1997 por conflictos políticos", apuntó David Casas, uno de los periodistas más reconocidos en España y asiduo a San Fermín.

"El mundo está padeciendo el azote del coronavirus y fiestas tan populares como las Fallas (en Valencia), las de abril en Sevilla o las de San isidro en Madrid, han pasado de largo. Es un precedente que esperemos se pueda subsanar en el 2021, aunque hay voces que no descartan que se puedan dar corridas en los próximos meses para evitar un año en blanco que sería fatídico para la tauromaquia", reconoció Casas.

"Pese a ser la fiesta brava la industria cultural que más dinero aporta a las arcas del Estado Español en materia fiscal a través del Iva, la dejaron fuera de los apoyos del Ministerio de Cultura", agregó.

Reforma 07-07-20

personas desaparecidas
 
  p Comenta la nota com  Imprime