Himno Nacional Mexicano síguenos
Síguenos youtube twitter Facebook instagram
Siminforma
     
mun  Columnas  

Un gran art�fice de la paz

 

Uno de los incuestionables méritos que se le reconocen al presidente Porfirio Díaz, además de sus triunfos, factor definitivo para la derrota del segundo imperio de Maximiliano, fue el de haber establecido durante su mandato de 30 años, la “paz porfiriana”, lo que permitió a México disfrutar de una etapa  de desarrollo económico, aunque sin justicia social, por lo arraigado del liberalismo en aquellos años que sucedieron a la muerte del presidente Benito Juárez García.

En los textos de historia se le da todo el mérito al héroe del 2 de abril y de muchas batallas contra la intervención francesa.

No obstante, las fuentes de la historia señalan que —para lograr esa paz que aún evocan  muchos descendientes porfiristas—, hubo un mexicano que no figura destacadamente en los textos patrios, y que fue uno de los principales artífices de la política pacifista  que se produjo después de  60 años de luchas intestinas en México.

Nos referimos a Próspero María Alarcón y Sánchez de la Barquera, ilustre arzobispo de México (1892-1908),  nacido en la población de Lerma, Estado de México, en 1825. Quedó huérfano a sus 8 años de edad y tuvo que vencer grandes dificultades para alcanzar su formación.

Próspero María Alarcón y Sánchez de la Barquera sucedió en el Arzobispado a Pelagio Anonio de Labastida y Dávalos, quien fue regente del imperio de Maximiliano durante 30 días y murió en 1891. Nuestro personaje, en cambio, nunca reconoció al segundo imperio, lo que le ganó simpatías generales entre el pueblo de México.

“Su gestión se distinguió, principalmente, por su espíritu de conciliación, y contribuyó  como nadie a la llamada “política pacífica” del porfirismo. Hombre de sentido práctico, jamás promovió discusiones y, como rasgo significativo, nunca quiso reconocer el imperio de Maximiliano, asientan en el diccionario Porrúa, su equipo de historiadores, entre ellos Ignacio Bernal, Francisco de la Maza, José Bravo Ugarte, Alejandra Lajous, Justino Fernández, José Ortiz Monasterio, etc.

Contribuyó a la buena fama y al gran crédito del arzobispo  Alarcón y Sánchez de la Barquera, el hecho de que en 1895, después de su asistencia al  Concilio Plenario  de la América Latina, coronara a la Virgen de Guadalupe, como Reina de México y Emperatriz de América, con la correspondiente autorización papal.

Humilde, trabajador, gran patriota y fiel servidor de la Iglesia, fue muy estimado, tanto por liberales como por conservadores, por el tino de su actuación y la prudencia con que gobernó la Arquidiócesis de México. Le hizo mucho bien al país y a la feligresía. Falleció dos años antes del inicio de la Revolución Mexicana.

  p Comenta la nota com  Imprime

 


banner
Espacio a la Historia
Manuel Magaña
 
* Periodista desde 1952. Ha escrito 19 libros. La historia y la capital, son sus temas favoritos. Premio Nacional de Periodismo.
 
© Copyright 2019 D.R. Farmacias de Similares S.A. de C.V. | Aviso de privacidad
 
Siminforma es un periódico catorcenal con un tiraje de 500 mil ejemplares, que se distribuye de manera gratuita en las poco más de 6 mil Farmacias Similares de México y en las farmacias del Dr. Simi de Chile.
   
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna01.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna03.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna05.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna-07.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna09.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna02.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna04.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna06.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna08.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/editorial.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna11.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna12.aspx