Himno Nacional Mexicano síguenos
Síguenos youtube twitter Facebook instagram
simihits
simibanda mix
Siminforma
     
mun  Columnas  

Incoherencias

 

Cuando el Partido Comunista Mexicano, allá en los años cincuenta y sesenta, perdió el sentido de la orientación ideológica, el escritor comunista José Revueltas dijo que se trataba de una “locura brujular”.

Es decir, el PCM había perdido la brújula ideológica.

Y no era nada nuevo. La izquierda socialista nunca pudo definir un camino nuevo e independiente para el país y se sumó al PRI. Así, el PCM participó en la coalición de partidos que apoyaron la candidatura de Alvaro Obregón, Plutarco Elías Calles, Manuel Avila Camacho y Miguel Alemán.

Los dos primeros eran ya caciques, el tercero reconcilió al PRI con la Iglesia, y el cuarto enfiló al país por el capitalismo expoliador y la corrupción. Y sí, en efecto, la izquierda los apoyó.

Por eso no es extraño que el PRD, el PT y López Obrador se alíen con el PAN y a Elba Esther Gordillo en Oaxaca y Puebla y con el PRI en Zacatecas. Se trata, si se quiere ver así, de un acto de congruencia histórica de la izquierda con su propio pasado de indecisiones y alianzas perversas animadas sólo por la ambición de poder.

Lo malo, sin embargo, es que López Obrador y sus aliados serán responsables ante la historia, si sus candidatos ganan las elecciones en esas tres entidades, de entregarle el poder al PAN y al PRI.

Las alianzas en sí mismas no son malas.

Más aún: resultan indispensables en un país con una sociedad electoral partida en tres tercios. Pero, como dijera el Filósofo de Güémez, hay de alianzas a alianzas. Los programas ideológicos del PAN y del PRD son, de suyo, excluyentes, exactamente contrarios.

En el fondo, esas alianzas del PRD y el PT con el PAN y con el PRI simplemente revelan la derrota histórica de la autodenominada izquierda frente a la realidad. Por sí mismos, el PRD y el PT no pudieron fijar un espacio político decisivo y prefieren arriar sus banderas ideológicas en ánimos de derrotar al PRI en Oaxaca y Puebla y de encumbrar al PRI en Zacatecas.

Las alianzas actuales demuestran el final de las ideologías y de la historia y el comienzo de los partidos como grupos de presión sólo para alcanzar el poder sin ideas, sin propuestas y sin coherencia ideológica. Por tanto, el PRD y el PT ya no son de izquierda, el PAN ya no es de derecha y el PRI tampoco es el villano favorito.

Los que salen ganando con las alianzas con el PAN y el PRI, pues eran acusados por el PRD de representar el oscurantismo y la corrupción. Lo que falta por aclarar es si el PRD se convirtió en PAN-PRI o si éstos lograron transformarse en PRD.

 


  p Comenta la nota com  Imprime

 


banner
Expedientes del Poder
Carlos Ramírez
 
* Periodista, columnista y escritor político. Ha publicado una decena de libros sobre la realidad política del país.
 
© Copyright 2016 D.R. Farmacias de Similares S.A. de C.V. | Aviso de privacidad
 
Siminforma es un periódico catorcenal con un tiraje de 500 mil ejemplares, que se distribuye de manera gratuita en las poco más de 5 mil Farmacias Similares de México y en las farmacias del Dr. Simi de Chile.
   
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna01.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna03.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna05.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna-07.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna09.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna02.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna04.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna06.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna08.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/editorial.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna11.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna12.aspx