Himno Nacional Mexicano síguenos
Síguenos youtube twitter Facebook instagram
simihits
simibanda mix
Siminforma
     
mun  Columnas  

Para comprender mejor la Semana Santa

 

En este tiempo de Cuaresma vale recordar los pecados que son origen de todo mal:

SOBERBIA. Infunde el deseo desordenado de grandeza personal. Propicia que hombres y mujeres pretendan ser más grandes que Dios , que se sientan dioses y hagan menos a sus semejantes. Es causa de competencias desleales. Sus efectos son: la presunción (excesiva confianza en sí mismo), la ambición (búsqueda desordenada de dignidades y honores), la vanagloria (busca sólo el aprecio de los hombres), la hipocresía (simula virtudes que se carecen). Se vence con humildad.

AVARICIA. Dios creó el mundo y los bienes que hay en él para ayuda de sus criaturas. Por lo tanto, es lícito buscar y amar los bienes temporales o terrenos con fines honestos como proveer las necesidades de la vida, el sostén y afianzamiento de la familia. Sin embargo, la avaricia propicia el apetito desordenado de los bienes temporales; es el deseo de poseer todas las cosas terrenas y mundanas. Sus efectos son: hace que el hombre se apegue a las cosas terrenas y endurezca su corazón para con los pobres y desvalidos. Aleja a las personas de Dios y del prójimo, pues creyendo que su felicidad está en las cosas materiales, hacen a Dios a un lado. Propicia que el avaro tenga al dinero como ídolo. Hace que, por dinero o deseo de posesión, el hombre sea capaz de robar, hacer fraude o chantajes, prostituirse e incluso llegar al homicidio. Se combate con generosidad

LUJURIA. El amor y sus expresiones corporales son buenos. Sin embargo, la lujuria da más importancia al placer del cuerpo que al amor. Es la inclinación desordenada de los placeres sexuales. Engaña diciendo que el placer sexual es mejor que el mismo amor. Es capaz de matar el amor por la búsqueda del placer. Sus efectos son: infidelidad, ruptura matrimonial, abusos y violaciones, pornografía y prostitución. Se vence con amor verdadero.

IRA. El enojo es sano porque manifiesta nuestra molestia por alguna ofensa, frustración o promesa no cumplida.

Empero, cuando el odio no se controla es destructivo. La ira inclina al hombre a la venganza y a rechazar violentamente lo que desagrada. Cuando está en los labios prorrumpe en clamores destemplados y blasfemias. Da lugar a insultos y peleas; alimenta un estado que genera aversión y odio que puede desembocar en el crimen. Sus efectos son guerras (pequeñas o grandes) fruto de las enemistades entre los pueblos, pleitos entre parejas y amigos, maltrato y violencia hacia los hijos. En el deporte ocasiona reacciones que convierte en enemigo al equipo contrario. La ira se vence con paciencia.

GULA. No es malo el uso de manjares y licores tomados con moderación; no obstante, la gula infunde una pasión desordenada para comer o beber, haciendo que el abuso se convierta en maldad. Es causante de desórdenes como la embriaguez que hace perder el sentido y ocasiona graves males. Sus efectos son: embotamiento intelectual, muerte prematura, accidentes, violencia intrafamiliar, separación matrimonial, maltrato infantil. Se vence con templanza y sobriedad

ENVIDIA. Hace que sintamos tristeza o enojo por el bien ajeno. Hace que nos consideremos menos; que sintamos que disminuye nuestra propia excelencia cuando el prójimo triunfa o cuando recibe dones o bienes. Nos hace vivir acomplejados por el progreso de los demás. Sus efectos son: la calumnia, la maledicencia y el odio. Se vence con generosidad y magnanimidad (grandeza de corazón)

PEREZA. Propicia languidez de ánimo que es vivir bajo la ley del mínimo esfuerzo. Sus adeptos se alejan de todo lo que signifique esfuerzo en cualquier área de su vida. Quienes se dejan seducir por ella se hacen mediocres, viven en la miseria, en la ignorancia y la irresponsabilidad haciendo sufrir a quienes dependen de ellos. El refrán popular la hacen origen de muchos males: “La ociosidad es la madre de todos los vicios”. Se vence con diligencia, disponibilidad y prontitud en el servicio.

 


  p Comenta la nota com  Imprime

 


banner
Pildoritas del padre José
Padre José de Jesús Aguilar
 

 
© Copyright 2016 D.R. Farmacias de Similares S.A. de C.V. | Aviso de privacidad
 
Siminforma es un periódico catorcenal con un tiraje de 500 mil ejemplares, que se distribuye de manera gratuita en las poco más de 5 mil Farmacias Similares de México y en las farmacias del Dr. Simi de Chile.
   
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna01.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna03.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna05.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna-07.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna09.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna02.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna04.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna06.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna08.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/editorial.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna11.aspx
  • http://www.siminforma.com.mx/columnas/columna12.aspx